fbpx

Hace algunos años inicié una búsqueda porque sentía que  mi vida carecía de sentido. Fue entonces que conocí con profundidad, sobre el agradecimiento.

En aquel momento comprendí que agradecer va más allá de la formalidad de decir «gracias», es: sentir gratitud desde el corazón, es ver lo majestuoso en lo sencillo, es valorar lo más pequeño, lo invisible e intangible que vivimos y poseemos.

Conocer sobre mi esencia, fue clave para conectarme con la gratitud y poder agradecer por todos mis acontecimientos, por las personas que aparecen en mi vida como maestros, es simplemente dar gracias por todo lo que soy y tengo.

De hecho, en general, agradecer nos conecta con nuestro bienestar, con emociones de felicidad y con alta vibración, es decir, es una herramienta para crecer internamente y compartirla con todo aquel que nos rodea. ¿Se imaginan lo maravilloso de vivir en armonía y que se multiplique en cada lugar, y con toda persona que nos encontramos?

Les comento un poco, porque hoy doy gracias:

Recuerdo que mi familia  y yo llegamos a Chile en primavera del 2017, era muy tempranito y al salir del aeropuerto lo primero que detallé fue el hermoso amanecer, la brisa fría que pegaba en mis mejillas, y las flores coloridas que miraba por la ventana del auto mientras recorríamos  Santiago.

Durante estos casi dos años, hemos vivido las cuatro estaciones (primavera, verano, otoño e invierno). La verdad es que sólo las conocía por cuentos o películas, pues en mi amada Venezuela sólo se conoce la época de lluvia, sequía y el pacheco decembrino, pero nunca un frío como el de aquí.

Todo el mundo nos decía: “el primer año es el más fuerte”. Pienso que todo depende de la mirada de cada quien, pero lo cierto es que los primeros 12 meses es donde experimentamos el cambio, salimos de nuestra zona de confort para conocer y aprender nuevas costumbres, personas, experiencias. Estoy convencida que cada persona lo vive a su manera y va a influir la disposición que tenga para vivir lo nuevo.

Para nosotros el primer año fue diferente, soy oriental rajada, amo el sol y el Caribe, por lo que el frio y la salud de nuestra hija fue lo más duro. Pasamos bajos y altos momentos, pero conocimos gente maravillosa chilena, argentina, colombiana, peruana, polaca, así como paisanos que nos tendieron la mano, y contribuyeron a vivirlo de la mejor manera.

En este tiempo hemos crecido paso a paso cómo individuos, pareja y familia. La verdad es que hay días de días, y cuando uno de los dos (mi esposo o yo) amanece desanimado, el otro apoya, comparte ánimo y fuerzas: ¡aplausos, si se puede! (Así, como las barras de nuestro béisbol o futbol criollo). Nuestra relación yo la defino como un equipo de alpinistas, mientras uno asciende y se afirma, él otro toma impulso y avanza.

Hoy, después de este transitar, doy gracias con el corazón y el alma a la divinidad -para mí, Dios-, por permitirnos este cambio, por acompañarnos y guiarnos cada instante; a Chile por la oportunidad de aportar lo mejor de nosotros; a cada persona y familia por abrirnos las puertas y por los lazos de amistad sincera que aún persisten.

Cuéntame, ¿y tú ya identificas tus motivos para agradecer?

Te invito a conectarte con lo maravilloso de la gratitud y que a partir de hoy, estés donde estés, descubras todos los días por lo menos tres razones que tienes para agradecer.

Por ahora, me despido diciéndote que hoy, aún esta familia sigue aprendiendo y creciendo en esta tierra hermosa de cuatro estaciones.

¡¡¡Gracias Chile!!!

2 Comments on “Sobre el Agradecimiento

Amandita
09/28/2019 at 9:32 am

Que hermoso este corto escrito donde encierra todo lo que es El Agradecimiento no es solo dar las gracias sino sentirlo y expresarlo de corazón de verdad gracias Yurubi me siento orgullosa de ti cómo persona esposa madre y amiga no solo me ha llenado tu mensaje de gratitud Me Ha Enseñado a dar las gracias por tantas cosas motivos y vivencias nuevamente GRACIAS
Siempre estás en mi mente y en mis oraciones

Responder
Viviana
10/10/2019 at 6:49 pm

Sin duda alguna salir de la zona de confort, es y será siempre una experiencia, ¿positiva o negativa? eso lo defines tú. Al igual que Amandita, yo agradezco a Dios y la vida permitirme conocer a Yurubi, no solo porque es una persona que contagia buenas vibras, sino porque su fortaleza es de admirar.

Doy gracias a Chile por todo lo aprendido, por las personas y por mi crecimiento personal.

Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *